Una empresa que ayuda a conciliar es una empresa inteligente

Son ya numerosos estudios los que se han venido haciendo en la última década sobre la correlación entre felicidad y trabajo.

Adecco, en su VII Encuesta sobre la “Felicidad en el Trabajo” realizada a más de 3500 trabajadores en toda España, confirma que tener un buen salario no es tan valorado como disfrutar de un horario flexible que permita la conciliación laboral y personal. Esta misma encuesta también afirma que una mayoría de trabajadores renunciaría a un mejor sueldo a cambio de gozar de mayor felicidad en la oficina.

¿Estamos acaso ante un nuevo paradigma en la concepción de la organización de las empresas?
Continuar leyendo…

Las alas de Ícaro

Todos tenemos un sueño.

Cada uno de nosotros hemos imaginado, al menos una vez en la vida, poder alcanzar algo de lo que nos hayamos imaginado desde la infancia. En la niñez se fraguan los mejores deseos, las metas más deseadas, nuestra mejor versión de lo que realmente son los logros que esperamos de nosotros para ser felices.
Continuar leyendo…

PEQUEÑOS MAESTROS. Escenas para reflexionar

Dicen que sólo se aprende bien haciendo:

“Escuché y olvidé, ví y comprendí. Hice y aprendí”.

Los niños, por ser niños no tienen por qué recibir malas contestaciones, respuestas o críticas que jamás daríamos a un adulto. A un adulto sabemos cómo dirigirnos porque tenemos en cuenta antes de hablar que de no ser así… nos quedaríamos sin amigos y crecerían nuestros enfrentamientos cada día.

¿Y por qué no cuidamos nuestros comentarios y “aspavientos” cuando algo nos molesta, o simplemente por sentirnos cansados, cuando nos dirigimos a un niños? No son contenedores de basura donde lanzar lo que nos sobra del día.

Si les hablamos con el respeto que merecen, desde la empatía, el amor, si las palabras son una caricia aun cuando tienen que ser caricias firmes que les ayuden a localizar dónde tienen el norte, pero siempre desde el acompañamiento de un ser adulto a un ser que aún está formando su interior, su “quién soy yo?”,” me gusto tal y como soy?”, “¿cómo relacionarme con el mundo y las personas: me atacan, me acompañan, me humillan, me comprenden…?”podremos comenzar a tener una comunicación consciente para ayudar a desarrollar una conciencia consciente de vivir respetando, de comunicar con empatía, de tender la mano y no ofrecer el puño.

“El resultado de la comunicación es la respuesta que obtenemos”, nos dice J. Grinder, padre de la Programación Neurolingüística y modelos de comunicación. De nuevo, gracias a los niños que nos hacen de espejo para tener la oportunidad de hacer las cosas mejor cada día.

SI A UN NIÑO QUE ACOSA NO SE LE ATIENDE DESDE LAS EMOCIONES, ESTARÁ PERDIDO

En la última década, los casos de violencia en los centros educativos y sus consecuencias atroces en quienes reciben tanto el acoso como el cyberacoso, han incrementado en su número de afectados y disminuído en su edad de inicio de estas conductas.

Esto nos preocupa especialmente a las familias y a los profesores y equipo multidisciplinar de los Centros. Y la realidad es que nos afecta a toda la sociedad, ¿qué está ocurriendo, hacia dónde vamos? , ¿que tipo de valores están campando a sus anchas entre nuestros hijos, pequeños y adolescentes? Y sobre todo, ¿qué tipo de sociedad estamos creando los adultos para transmitir, para impregnar, estos valores en quienes están bajo nuestro cuidado, a quienes educamos a diario no solo por lo que les decimos sino por cómo vivimos? Todos somos responsables… que nadie mire a otro lado.


Continuar leyendo…